5 Errores que son Comunes en los Emprendedores Jóvenes

En la vida de todo profesionista siempre llega el momento de cuestionarnos sobre si queremos trabajar diariamente en un empleo, siempre añorando un ascenso, o si queremos un cambio de aires del modelo de empleo tradicional. Existe, y es cada vez más grande, el grupo de personas jóvenes que no se quedan sólo con ese deseo, sino que mandan todo ese sueño corporativo al entierro y buscan crear algo propio en lo que realmente creen. La mayoría de estos emprendedores jóvenes empiezan con mucha energía pero sin mucha conocimiento, lo que les lleva a enfrentarse a situaciones adversas debido a su natural inexperiencia con el mundo profesional y con las relaciones de negocios. Como un joven emprendedor que ha enfrentado dichas situaciones, les comparto algunos de los errores que he cometido y las lecciones que se han derivado hasta ahora de mi viaje emprendedor:

Error 1: Mandar correos largos y sin un mensaje concreto

Sabemos que para echar a volar un proyecto emprendedor de manera profesional, debemos ser capaces de mandar correos formales y estructurados, sin embargo algunas veces exageramos en la estructuración y detalle de lo que queremos transmitir. Para evitar esto, debemos hacer un “corte ejecutivo”, es decir, cortar toda la paja e ir directo al grano. Es común que al re-leer nuestros primeros correos, observemos que casi la mitad que escribimos en primera instancia es material inservible y confuso Es nuestro deber como emprendedores mejorar en nuestra redacción y nuestra asertividad. Además, te sorprenderán las respuestas que recibirás de altos ejecutivos, de quienes con suerte obtendrás en sus respuestas una oración o un puñado de palabras. Entre antes aprendamos el valor de ser concretos, más profesionales serán nuestros acercamientos con organizaciones y empresarios.

Error 2: Enfocarse en los problemas y no en las soluciones

Es muy fácil, y muy común, que hablemos continuamente de nuestros problemas y retos. Somos tan empáticos con nuestros propios problemas que en algunas ocasiones hacemos que la gente se aburra y se harte de ellos. Como emprendedor siempre habrá quejas: la falta de clientes, la lentitud de los trámites, la ineficiencia de los proveedores, etc. La realidad es que siempre habrá algún tema por el cual quejarnos. Para dejar de quejarnos hay que enfocarnos. Tener un enfoque en solución de problemas es un hábito que nos ayudará a ser más eficientes enfrentando las situaciones adversas de nuestro proyecto o negocio. Al final, solucionar un problema no es fácil, pero enfocándonos en las soluciones, tendremos mucho mejores resultados que si solamente usamos nuestra energía en quejarnos.

Error 3: No tener un fondo de emergencia

Espera siempre lo mejor, pero para planear, espera lo peor. En ocasiones creemos tener todo planeado en el tema financiero, pero en el camino emprendedor siempre habrá imprevistos que vayan mermando nuestra salud financiera. Además, sabemos que el ingreso de un emprendedor es esporádico y a cuenta gotas. Contar con un fondo de emergencia te servirá para disminuir la presión de quedarte sin dinero y orillarte a no seguir con tu proyecto.

Error 4: Planear un crecimiento constante

A veces nos concentramos en nuestra gran idea pero olvidamos que un negocio vive o muere de acuerdo al crecimiento que tiene a lo largo del tiempo. Es clave que consideremos cierta inconsistencia en el ingreso y que nuestros planes incluyan acciones agresivas y constantes para generar un crecimiento constante a pesar de los factores externos a los cuales nos podemos enfrentar. Asegúrate de contar con metas claras que te lleven a conseguir una empresa financieramente saludable.

Error 5: Dejarte influir por ideas que te alejen de tu meta

La sociedad Mexicana actual sigue creyendo que un título universitario y un empleo en un gran corporativo es el único camino al éxito. Cada vez más, los emprendedores hemos demostrado que existen otras formas de ser exitoso. Desde tus papás hasta tus amigos, las personas que buscan lo mejor para ti trataran de convencerte de ir por un camino seguro. Incluso algunos pensarán que estás loco, ya que no entenderán tus motivaciones o metas. Nada de esto debe desanimarte o hacerte dudar de tu idea. Conservar la fe en lo que haces y ser consistente con tus acciones, será la base que te llevara al éxito. Durante el viaje que emprendes tendrás que aprender a ignorar de manera respetuosa a aquellas personas que buscan tu futuro en un lugar distinto al que tú visualizas para ti mismo.

Emprender sin experiencia es un reto, sin embargo, es posible ser exitoso y acelerar la curva de aprendizaje si consideramos los errores que algunos emprendedores ya han cometido en el pasado y nos enfocamos en crear métodos y planes que nos ayuden a mitigarlos.

Vistas: 37

Agregar un comentario

¡Tienes que ser miembro de Emprendedor Digital para agregar comentarios!

Únete a Emprendedor Digital

//Native Infeed //Google Analytics //Google Adsense